Juego Responsable

Avatar
Pau Sisternas Experto en apuestas

¿Considerás que sos un buen jugador? Un buen jugador es el que ejerce un juego responsable, no aquel que pinta de verde todas sus apuestas, el que hace crecer el bank o el que logra muchos aciertos. Apuestas deportivas, casino o poker en línea son una excelente opción para pasar el rato, para divertirse... y ya está. El juego en línea nunca puede ser una obsesión, debe tomarse como un pasatiempo, con el añadido de que podés conseguir algún ingreso extra conscientes siempre del riesgo que conlleva.

El juego en línea debe ser una decisión informada y educada, cuya única razón es la diversión. Jugar por algo que no sea entretenimiento es una irresponsabilidad. Está claro que jugás para ganar, pero el apostante debe saber que puede perder, y que no hay una apuesta o una tirada que te arregle la vida. Los sitios de apuestas y salones de juego en línea deben actuar para prevenir el juego irresponsable. Una mala conducta le afectá a vos, a su familia y amigos, a su empleo...

Un jugador responsable seguirá dos lemas. El primero, jugar por diversión, siendo consciente de que puede perder plata; el segundo, no tratar nuca de recuperar pérdidas. Antes de iniciar el juego es conveniente fijar un tiempo de juego y el bank que estás dispuesto a arriesgar. La plata jamás debe salir de gastos básicos -comida, medicinas, transporte- y mucho menos pedirse prestado.

El juego debe ser controlable, evitando que afecte a las relaciones familiares o sociales. Evitá jugar si sos incapaz de controlar las emociones correctamente o bajo el efecto del alcohol o estupefacientes, y seguí las siguientes recomendaciones para un juego responsable:

  • Jugá por diversión, no por plata o como evasión de problemas personales.
  • Perder es lo normal. Todos queremos ganar, pero en los juegos de azar es común perder.
  • Controlá las emociones. Si la estás pasando mal, te frustrás fácilmente o el juego dejó de ser una diversión y te obsesionaste con recuperar lo apostado, el juego dejará de ser recreativo.
  • Fijá límites de tiempo y presupuesto para evitar el desarrollo de un juego problemático o una adicción al juego. Respetá estos límites.
  • Sin alcohol ni cigarrillo. Evitá el consumo de alcohol, cigarrillos o drogas antes de jugar o durante el juego. Estas sustancias reducen la capacidad de control, sobreactivan el sistema de recompensa cerebral y fomentan conductas de juego problemáticas o adictivas.
  • Evitá jugar cansado, si dormiste poco o hay un problema abrumador. El cansancio ayuda a tomar decisiones equivocadas y entrar en la zona de riesgo.
  • Utilizá tu plata, evitá pedirlo prestado. El juego no debería limitar otras actividades de ocio, el vínculo con amigos y familiares, espacios de recreación, etc.
  • ¡Jugá por diversión! Los juegos de azar no son una fuente de ingresos, son un pasatiempo.

Los operadores de juego autorizados para operar en la Argentina tienen mecanismos para fomentar el juego seguro. El control de depósitos y sus límites mensuales, semanales o diarios, los límites de pérdidas o traspasos o los temporizadores que te avisán cuando llevás cierto tiempo de juego ayudan a un juego responsable. Además, el control parental permite impedir que los menores de edad tengan acceso a los sitios de apuestas.

Recordá la importancia de jugar únicamente en sitios de apuestas o casinos en línea autorizados en la provincia donde vivís. Además, tenés la opción de la autoexclusión si sos incapaz de jugar de modo responsable. Si ves que no se cumplen los principios de juego responsable, si perdiste más plata de la esperada o pasás por un bache, los operadores de juego en línea permiten paralizar la cuenta temporalmente y recuperarla más adelante. ¿Necesitás ayuda? Comunicate con Juego Responsable AR.